Páginas relacionadas
Translate
Health Library Explorer
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z

Beneficios de la Leche Materna

Los beneficios de la leche materna

La naturaleza creó la leche materna especialmente para los bebés humanos y es el alimento ideal para los primeros meses de vida del bebé. Contiene el equilibrio correcto de nutrientes y, gracias a su disposición, los sistemas corporales inmaduros del niño pueden asimilarlos muy fácilmente. Puesto que se desarrolló para su bebé, la leche materna es también el alimento más suave para estos sistemas.

La leche materna no sólo es rica en nutrientes que estimulan el crecimiento cerebral y el desarrollo del sistema nervioso, sino que también es el primer alimento perfecto para ayudar a su bebé a alcanzar cada aspecto del crecimiento y desarrollo ideales.

¿Qué diferencias tiene la leche de madre de prematuro?

La leche de madres que dan a luz prematuramente se diferencia de la leche materna que se produce después de un parto a término en los siguientes aspectos:

  • nutrientes
    Diversos estudios han encontrado contenidos más altos de grasa, proteína y de ciertos minerales (sodio, cloruro y hierro) en las "leches prematuras" que en las "leches a término". Esta diferencia en el contenido de nutrientes parece resultar beneficiosa para el prematuro.

    En general, los prematuros que se alimentan con leche materna desarrollan una mejor función visual. Tanto ellos como otros bebés de alto riesgo alimentados con leche materna, generalmente obtienen mejores resultados en distintos tipos de pruebas de inteligencia a medida que crecen. Esto se debe principalmente a la presencia de ciertos tipos de grasas (cadenas de ácidos grasos) en la leche materna que no están presentes en las leches de fórmula. No obstante, se ha demostrado que estas grasas son especialmente importantes para el crecimiento y el desarrollo de los ojos, el cerebro y el sistema nervioso de un bebé de alto riesgo.

    Durante las últimas semanas del embarazo se forma una gran cantidad de tejido corporal del bebé. Los prematuros nacen antes de alcanzar esta etapa y, por lo tanto, deben formar este tejido después de nacer. La formación de tejidos requiere proteínas. La leche de madre de prematuro contiene un poco más de proteína y, además, con una composición que el prematuro puede asimilar con mayor facilidad. Algunas proteínas adicionales que se encuentran en esta leche también reflejan niveles más elevados de ciertas propiedades inmunológicas, en especial contra infecciones gastrointestinales y respiratorias.

  • propiedades inmunológicas
    Sólo la leche materna presenta diversos tipos de factores que combaten las enfermedades y ayudan a prevenir las infecciones, ya sean leves o graves, de los bebés. La leche de madre de prematuro contiene los niveles más altos de estas propiedades inmunológicas. Los anticuerpos de la leche materna brindan una protección directa contra las infecciones. Otros factores inmunológicos crean un entorno favorable para las bacterias "benignas", conocidas como "flora normal", y desfavorable para las bacterias, virus o parásitos "nocivos". La leche materna también parece poseer ciertas propiedades que contribuyen al funcionamiento óptimo del sistema inmunológico del bebé.

    Las propiedades inmunológicas de la leche materna son especialmente beneficiosas para los prematuros y otros bebés de alto riesgo, ya que es más probable que estos niños estén expuestos y contraigan infecciones con mayor facilidad. Los bebés alimentados con leche materna tienen muchas menos posibilidades de contraer diarrea o enfermedades intestinales graves (enterocolitis necrotizante [su sigla en inglés es NEC]) durante su permanencia en la unidad de cuidados intensivos neonatales (UCIN). Por lo tanto, cualquiera de estos problemas, de presentarse, afectaría menos a un bebé alimentado con leche materna. Un bebé cuyo alimento es sólo o en su mayoría leche materna, también contraerá menos infecciones gastrointestinales, respiratorias, de oído y urinarias luego de abandonar el hospital.

  • de fácil digestión
    La naturaleza creó la leche materna para los bebés humanos, por lo tanto, es el alimento que su bebé digerirá con mayor facilidad. Un primer alimento nutritivo y a la vez de fácil digestión es importante para cualquier bebé, pero es especialmente beneficioso para el aparato digestivo inmaduro de un prematuro y los sistemas más sensibles de muchos otros bebés de alto riesgo. Su bebé utiliza menos energía y asimila mejor los ingredientes básicos de la leche materna, de manera que los nutrientes, los factores inmunológicos y todos los demás "ingredientes" de la leche materna nutren las funciones fisiológicas del bebé y estimulan su crecimiento y desarrollo.

  • bio-disponibilidad
    La bio-disponibilidad se refiere al grado de asimilación del cuerpo de los nutrientes en los alimentos. La alta bio-disponibilidad de los nutrientes de la leche materna implica que el bebé obtiene más beneficios de estos nutrientes, incluso de aquéllos que la leche materna contiene en menor cantidad en comparación con las leches de fórmula (debido a que el cuerpo del bebé los absorbe mejor y los aprovecha con mayor eficacia). También implica que su bebé ahorra energía que necesitaría para eliminar los nutrientes que le fueran difíciles de digerir o utilizar.

  • compatibilidad
    La leche materna es la más compatible y, en consecuencia, la más "suave" para los aparatos y sistemas del cuerpo de su bebé. Debido a esta compatibilidad, es el alimento que el bebé digiere con mayor facilidad, lo que permite que su organismo funcione con mayor eficacia y dedique mucha menos energía a las funciones fisiológicas. Además, se cree que la compatibilidad es una de las razones por las que los bebés alimentados con leche materna tienen menor probabilidad de desarrollar enfermedades cutáneas relacionadas con alergias.

    La fácil digestión, la bio-disponibilidad y la compatibilidad de la leche materna implican que el cuerpo de su bebé puede esforzarse menos y aun así recibir mayor nutrición. Se reducen las exigencias sobre su corazón, sus pulmones, sus intestinos y sus riñones, y es gracias a esto, que su bebé de alto riesgo puede disponer de más energía para crecer y recuperarse. A menudo, un bebé de alto riesgo alimentado con leche materna está listo para recibir alimentación por vía oral y el alta del hospital antes que los de alto riesgo que reciben otros tipos de alimentación.

Revisor médico: Louise Akin, RN, BSN
Revisor médico: Daphne Pierce-Smith, RN, MSN, FNP, CCRC
Última revisión: 12/31/2009
© 2000-2014 Krames StayWell, 780 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Copyright :: Children's Hospital Central California :: 9300 Valley Children's Place :: Madera, California 93636-8762 :: 559-353-3000